Y más malabares, realmente inéditos en su día

Segunda tanda de liquidaciones de Bibliostock de libros militares para aficionados al ruido y al jolgorio en forma de balas y petardos.

De nuevo a la venta ejemplares de La marcha de la muerte, aunque en edición bolsillo. Buen sabor de boca deja esta crónica sobre la retirada de Moore, un antecesor de Wellington poco afortunado. Transcurre por la exótica “ruta de la plata” de Extremadura a Galicia pasando por León. Pueden leer aquí la reseña que le hice en su día, y de la que me reafirmo.
Del resto de libros que componen esta segunda tanda de saldos no llegué a reseñar más, si bien me había leído unos cuantos. Norte contra Sur, de Jesús Hernandez, por ejemplo, ha sido hasta la reciente publicación por Turner de Secesión de Keegan, la única historia de la guerra civil estadounidense disponible en castellano.
La ventaja de su libro respecto a los traducidos es evidente desde las primeras páginas ¿Cuántos autores anglosajones recordarían siquiera los orígenes menorquines de Farragut, o prestarían atención a los españoles que participaron en esta guerra? Lo he vuelto a ojear, y me sigue pareciendo un muy buen libro, para nada envejecido.
No se puede decir lo mismo de este librito de autor francés sobre la ¿segunda? intifada, denominado La guerra fallida de Israel contra Hezbolá. Ya en su día rechinaba un poco. Cumple, con no demasiada solvencia, la labor de defender a Israel en este conflicto. A su favor, que es muy breve. Sólo para los muy completistas del enfrentamiento árabe-israelí.
Más enjundia muestra Herzog en su narración de La guerra del Yom Kippur. En su día me pareció demasiado centrado en las operaciones terrestres, teniendo en cuenta que el icono de este conflicto son las operaciones aéreas, con Phantoms y Mirages destruyendo Migs. Con los años me doy cuenta de que era un prejuicio mío, ahora soy mucho más  consciente del valor de la infantería. De nada sirve la guerra aérea en una guerra convencional si no existen unas tropas en tierra que puedan aprovecharla, como se ha visto recientemente en Siria e Irak. Recomendable.
Publicado gracias a su adaptación cinematográfica, Indigènes, cuyo título internacional intentaba recordar  a Glory / Tiempos de gloriaDías de gloria recuerda un hecho poco halagador para nuestro vecino del norte, que la mayoría de “franceses libres” que combatieron contra Alemania de 1940 a 1944 fueron norteafricanos musulmanes, con oficiales franceses y pieds-noirs.
Y eso es todo, de momento.
Anuncios

RBA estudia publicar más y más Osprey

Si el catálogo de Osprey le parecía infinito, no se preocupe; RBA conseguirá traducirlo entero.

El departamento de márketing de la editorial RBA vuelve a encuestar a sus antiguos suscriptores, buscando nuevas combinaciones de prácticamente todas las colecciones “terrestres” posibles. Como puede verse en la captura adjunta, estudian siete conceptos distintos de colección, mayoritariamente surtidas de Warrior y Elite, pero también Men-at-Arms, Duel (vale, estos pocos serán terrestres…), Command y a saber qué más. Sorprende, por ejemplo, que tengan pensadas series sobre La caballería a través de la historia o, cielos, Soldados de las guerras napoleónicas. El primer título saldría a 2 € y el resto a 8 €, sin que se pronuncien sobre si estarán encuadernados en cartoné, como la Biblioteca Osprey de la Edad Media, o en rústica, como las últimas colecciones de Soldados de Élite o Carros de Combate. Lo más probable, por la coincidencia de precio, es lo segundo.

También parece que se plantean con estos conceptos el lanzar colecciones más breves, de menos títulos, para no dar tanto miedo a los posibles coleccionistas de atarse durante año y medio a tanto libro. Por las preguntas que hacen y listas de títulos, la que parece que tiene más probabilidades de salir en breve es la de Soldados de la segunda guerra mundial.

Lo que sí parece es que no temen que el mercado esté saturado, en absoluto, así que, lejos de aquellas épocas en los que ibas a la librería especializada de la capital a comprar los carísimos títulos de Osprey, ahora es fácil que te los encuentres en el quiosco de la esquina, traducidos razonablemente bien, mejor encuadernados y a un precio tres veces inferior. ¿El problema? Pues que o te lo llevas en el momento, o encargas amplias listas al quiosquero, o te quedas sin ellos…

Pues sí hay rebajas

Después de varias visitas por grandes almacenes, cadenas de librerías y demás, parecía que este año los saldos de libros sólo alcanzaban a bestsellers fallidos, novelas históricas varias, y mucha, mucha novela romántica, Pero finalmente, en las “segundas rebajas” del 15 de enero en adelante, sí han aparecido libros de historia militar, aunque no sé hasta qué punto puede hablarse de auténtico saldo y no de “rebajas”, cuando el precio de venta apenas se reduce a la mitad.
En la foto (de móvil) se pueden ver una serie de títulos de Crítica que salieron en 2008 a un precio de unos 20 €, etiquetados ya de orígen a 9,95 €. A mí me resulta especialmente atractivo el de Hugh Kennedy La corte de los califas, sobre el inicio de las invasiones árabes. En español contamos con decenas de títulos sobre los grandes imperios mundiales, aun siendo efímeros, como los de Alejandro Magno (también hay saldado otro título de Espasa) Gengis Khan, Julio César, el español del XVI, el inglés del XIX… pero casi nada de uno de los más duraderos, y más eficaces culturalmente, el islámico. Y eso que estamos saturados de todo tipo de libros sobre aspectos marginales del mundo musulmán…
Los otros títulos pueden verse haciendo clic en la foto: Un mundo en guerra es un pourpourri de testimonios de la segunda guerra mundial, Alianza contra Hitler, un esbozo de la historia del espionaje aliado, y Después de Pearl Harbor sobre la no muy famosa derrota norteamericana en la isla de Wake.
También contamos con unos cuantos títulos del rebufo de Tom Cruise y su operación Walkiria: Secret Germany. Stauffenberg y la verdadera historia de la operación Valquiria, de Raigment y Leigh, y Queríamos matar a Hitler, de uno de los conspiradores, que por cierto aún no he leído.

Otra editorial que también ha descatalogado varios títulos interesantes es Espasa, Alejandro Magno, el orígen de un mito, de C. Mosse, La guerra de la independencia, de Miguel Artola, y De héroes e indeseables, la división azul, de J.L. Rodríguez Jiménez.
También quedan ejemplares de La caída de Cataluña y La batalla de Madrid, de Jorge M. Reverte, a un precio semejante al de sus ediciones en bolsillo, aunque creo que ya estaban saldados antes.

¿Ha explotado la "burbuja militaria"?

Buenas noticias para nuestros bolsillos, y no sé si malas para el panorama editorial. Ediciones Inédita/Malabar ha saldado una buena cantidad de sus fondos, tanto de libros que ya habían sido reeditados en colecciones de quiosco o de bolsillo, como de los demás. Si no me equivoco, los más recientes son las memorias de W. Anders, Sin capítulo final, aparecido en junio de 2008 y la 3º edición de Recuerdos de un soldado, de Guderian, de abril de 2008.

Dependiendo del puesto donde se encuentren, los precios PVP oscilan entre los 4,95 y los 9,95€, independientemente del precio inicial. Entre otros, están prácticamente todos los títulos reseñados en este blog: Pacific Alamo, La batalla de Iwo Jima, Los últimos nazis, El Octavo Ejército, La marcha de la muerte, Historias de guerra, y muchos más: Guerreros, de Glen Gray, Kursk 1943 la batalla decisiva, de Álvaro Lozano, La guarida del lobo, de Juárez, Una guerra olvidada, Marruecos 1959-60, de Acaso Deltell, Batallas decisivas de Weir, Zulú, de Roca, Monte Cassino, de Parker, El Alamein, de Latimer, Afrika Korps, de Carell, El soldado olvidado, de Sajer, y algunos más que no recuerdo o que no habré visto, además de títulos de actualidad y algunas novelas históricas.

En los quioscos también hay movimiento; los Osprey de la segunda guerra mundial se vuelven a distribuir aunque con un periódico, ABC; Altaya vuelve a distribuir su colección Memorias de guerra, desde el principio, y RBA saca ahora una nueva selección de Ospreys, en este caso una amplia selección de prácticamente todas sus colecciones (Warrior, Men-At-Arms, Fortress, Essencials, etc.) sobre Grecia y Roma… En definitiva, buena época para los fabricantes de estanterías, no sé yo para nuestra tarjeta de crédito…

Más saldos (discretos) de Espasa

Espasa sigue saldando de tapadillo títulos de su colección Espasa Fórum. No son fáciles de encontrar, no sé si por su discretísimo diseño, nada vistoso, o porque las librerías los esconden aposta. De entre varios títulos, el único que puede ser de nuestro interés es Grandes Generales De La Historia. De Alejandro Magno a Eisenhower de José Antonio Vaca de Osma. De 28,25 € pasa a 4,95, 406 páginas de robustísima encuadernación, con punto de lectura en tela, sobrecubierta transparente antihumedad y 16 páginas de ilustraciones sin numerar en papel brillo. Vamos, un volumen de los de toda la vida, de los que pueden considerarse arma peligrosa si se lo tiras a alguien a la cabeza.
¿El contenido? pues gente con mucho carisma, mucho, capaces de desenvolverse con éxito tanto en el ámbito político como en el militar: Washington, Napoleón, Bolívar, San Martin, Prim, Primo de Rivera, ejem, Francisco Franco, De Gaulle, por supuesto Ike, y… ¿Juan Domingo Perón???? Bueno, habrá que leerlo para entender mejor esta singular selección de generales grandes de la historia moderna.

Redistribución de colecciones de kiosco

Por lo menos en Madrid se está volviendo a redistribuir desde el primer número, el Stalingrado de Beevor, la colección de RBA “Grandes batallas”. Como no he visto ninguna campaña publicitaria puede que sea algo “local”, no olvidemos que no siempre estas colecciones salen sincronizadas por toda España, como bien saben los que viven en Zaragoza o Canarias.

Por la ignota y exótica península ibérica: la "marcha de la muerte" de Moore (1808-1809)

Summerville, Christopher: La marcha de la muerte.la retirada a La Coruña de sir John Moore, 1808-1809. Inedita Ediciones y Book4pocket, Barcelona 2006 (cartoné) y 2008 (bolsillo) 296 pgs. (bolsillo).
A lo mejor es debido a que he simultaneado su lectura con obras mucho más pesadas, pero lo cierto es que, por lo menos para este no-especialista en rifirrafes napoleónicos, se agradece una obra concisa, clara, bien narrada, que muestra sus objetivos y es consecuente con el mismo: reivindicar las decisiones y acciones de sir John Moore en su periplo peninsular, hasta terminar en la batalla de La Coruña, más conocida tradicionalmente en España como de Elviña. Reedición en bolsillo de uno de los primeros títulos de Inédita, Summerville se basa única y exclusivamente en fuentes inglesas, despreciando -como suele ser habitual- todas las demás, tanto españolas como francesas (a los portugueses ni los mencionamos, por supuesto).
Para los que quieran una descripción sucinta de la batalla aquí tienen un análisis excelente. El libro, sobre todo, se centra en la marcha del ejército inglés por la península, despachando la batalla en apenas treinta páginas finales, siempre desde un punto de vista no ya británico, sino inglés. Resulta que, en su afán antinapoleónico, el gobierno del Reino Unido poco menos que creó un ejército de la nada, y lo envió hacia la nada, es decir, sin saber nada de la península ibérica poco más allá de las afueras de Lisboa. Sus aliados portugueses tampoco conocen lo que hay poco más allá de Cáceres, y los españoles, cual ignotas tribus africanas, se comportan extraña y aleatoriamente frente a los nobles soldados británicos, que sólo piden un vinito de vez en cuando para seguir con su camino.
Por resumirlo suscintamente, la España de 1808, particularmente entre Cáceres y La Coruña, pasando por el Bierzo, no se parecía demasiado a los típicos campos de batalla europeos, en medio de geografías prósperas y habituadas al trasiego de gallardos ejércitos. Menos aún en invierno. Pese a tantas críticas, sorprende que, en su encuentro por fin con tropas regulares españolas, comprueben que éstas, pese a moverse en su propio país, están mucho peor equipadas y mandadas, faltas de todo excepto en piojos y enfermedades, y que ellas sí vienen de enfrentarse a los franceses al mando del mismísimo Napoleón, y no como los británicos, que simplemente van dando vueltas de un sitio a otro, “confiscando” de vez en cuando lo que estiman necesitar.
Por no alargar esto demasiado… no me hagan caso, léanse el libro. Pese a todo el ejército británico siguió siendo un ejército, y consiguió reembarcar con la moral intacta. Moore puede que no acertase en todo, pero pudo haberse equivocado mucho más, perdiendo el único ejército con el que contaba su país y hundiendo el prestigio de los insulares en la península, contra un ejército francés que, a poco que le dejase reagrupar, le superaba ampliamente en número y veteranía. Summerville, aún autolimitándose al punto de vista de los soldados británicos que publicaron sus recuerdos, compone una obra que se lee de un tirón y que constituye un buen contrapunto a tanta celebración patria que ven en el centenario del 1808 como un acontecimiento, como mucho, madrileño.